Cómo atornillar sin esfuerzo y de manera sencilla

Muchas son las ocasiones en las que mientras montamos un mueble de madera, uno de sus tornillos se rebela y no quiere entrar. Este es uno de nuestros trucos bricolaje más sencillos que te ayudará a poner punto y final a este problema.

¡Hola a todos!

Dentro de nuestros trucos bricolaje, como cada semana os traigo un nuevo truco.

En esta ocasión, nos enfrentaremos a la conocida y terrible maldición del tornillo rebelde.

Muchas han sido las ocasiones en las que durante el montaje o reparación de un mueble de madera, sobre todo en aquellos que están hechos de maderas duras, se nos ha rebelado un tornillo.

¿Qué a qué me refiero con un tornillo rebelde? Pues, a al que parece que en vez de penetrar en un trozo de madera, lo esté haciendo en una plancha de acero blindado. Y que por mucho insistir, no hay manera y suele acabar con la punta de nuestro destornillador o con la cabeza del tornillo rota.

Pues bien, mis querid@s amig@s, con el truco bricolaje de hoy vamos a poner fin a esta terrible maldición, hoy, vamos a acabar de una vez por todas con los tornillos rebeldes.

Cuando nos encontremos con uno de estos tediosos tornillos, lo untaremos con jabón, preferiblemente el de fregar los platos, pero también sirve el de manos o si tenemos a nuestro alcance, también se puede utilizar vaselina.

Con el tornillo, o más concretamente su rosca, bien embadurnada, podremos repetir nuestro intento de atornillado y veremos, la primera vez siempre sorprende…, como nuestro tornillo rebelde, entra firme y pacíficamente en su alojamiento.

Me gustaría, si me lo permitís, hacer una pequeña apreciación para este truco de bricolaje. Como sabéis muchos jabones son de colores y si nuestra madera es algo clara y no queremos correr riesgos con el color, podemos usar un jabón blanco o la mejor opción que sería la vaselina. Eso sí, recordad una vez hemos colocado el tornillo, de limpiar muy bien los restos de jabón.

Espero que os gusten nuestros trucos bricolaje y  recordad; Pensad en DO IT!

¡Un abrazo!

TOOLIT